Morena propone ‘candado’ para impedir que funcionarios en IP

0
65
  • Legisladores buscarán cumplir la máxima del presidente Andrés Manuel López Obrador de “separar el poder económico del poder político.
  • Con ello se combate también a la corrupción, se evitan conflictos de interés, y se promueve un comportamiento ético, según Delgado.

Se trata de una propuesta dada a conocer por el coordinador parlamentario de Morena en Cámara de Diputados, Mario Delgado, que buscará el voto mayoritario a favor de aprobar la nueva Ley Federal de Austeridad Republicana, que entre otras medidas contempla un “candado” para impedir que todo funcionario público pueda trabajar en la iniciativa privada antes de 10 años de haber dejado el cargo.

Esta propuesta estará enfocada a funcionarios del más alto nivel, quienes no podrían trabajar en alguna empresa en la que puedan utilizar la información privilegiada que manejaron con servidores públicos.

Delgado Carrillo sustentó que esta ley será “una herramienta más para combatir la corrupción, servir al pueblo y no a los grupos de interés económico”.

Comentó que, en esta minuta, discutirán también reformas a la Ley General de Responsabilidades Administrativas y de la Ley Federal de Presupuesto y Responsabilidad Hacendaria, con el fin de ampliar de cinco a diez años el periodo durante el cual los servidores públicos no podrán ocupar posiciones en empresas que hayan supervisado, regulado, o sobre las cuales hayan tenido información privilegiada una vez separados de su cargo.

Resaltó que Morena refrendará su voto mayoritario a favor de la austeridad, porque con ello se combate también a la corrupción, se evitan conflictos de interés, y se promueve un comportamiento ético por parte de los servidores públicos.

Comentó que, desde la Cámara de Diputados, el grupo de legisladores que encabeza contribuirán a que se cumpla la máxima del presidente Andrés Manuel López Obrador de “separar el poder económico del poder político”.

Respecto al tema de la austeridad, dijo que se establecerá en la Ley, por lo que consideró que no será una «moda pasajera»; sostuvo además que con esta herramienta se acabará con el derroche, los lujos, y la prepotencia con la que muchos funcionarios se venían desempeñando.

Indicó que una parte importante de esta reforma es que los recursos que se obtengan por las medidas de austeridad serán dirigidos a programas de bienestar, proyectos de infraestructura y a rubros como la salud y educación.

“Se trata de establecer en la ley que no se repitan esos penosos episodios de la vida pública donde el Gobierno y las dependencias despilfarraban los recursos, se financiaban excesos, privilegios y frivolidades. A partir de la aprobación de la Ley de Austeridad, seguramente vamos a tener un Gobierno más ligero, austero y muy eficiente”, expuso el también presidente de la Junta de Coordinación Política.

Mario Delgado explicó que con la nueva Ley de Austeridad Republicana se fortalecerá la coordinación de acciones financieras entre los entes públicos de la administración pública federal, y se faculta exclusivamente a la Secretaría de Hacienda y Crédito Público para autorizar la creación de nuevos fideicomisos o mandatos.