Elecciones en Argentina dispararon su “riesgo país” al máximo en 10 años

0
47
  • El peso argentino se desplomó un 4.29 por ciento, a 55.30/55.90 por dólar, por lo que en dos días, cayó un 18.91 por ciento
  • El duro golpe que recibió el Gobierno en estas elecciones lo refleja el mercado, con un segundo día muy duro y tremendas pérdidas

El riesgo país de Argentina se disparó este martes a su máximo nivel en una década, debido al colapso del sistema financiero que provocó el resultado adverso del Gobierno en las recientes elecciones federales.

De acuerdo con el banco J.P. Morgan el índice sufrió una penalización de unidades, para situarse en  mil 715 puntos básicos, a las 15:30 hora de Buenos Aires, es decir, su más alto nivel desde finales de abril de 2009.

El peso argentino, por su parte, se desplomó un 4.29 por ciento, a 55.30/55.90 por dólar, por lo que en dos días, cayó un 18.91 por ciento y obligó al banco central de ese país a subastar 105 y 150 millones de dólares de reservas, respectivamente.

«La incertidumbre crece por cuestiones de gobernabilidad, más cuando faltan muchas semanas para las elecciones generales. El duro golpe que recibió el Gobierno en estas elecciones lo refleja el mercado, con un segundo día muy duro y tremendas pérdidas», expresaron especialistas financieros argentinos que analizaron el desempeño económico del país en estos dos días.

Los mercados financieros argentinos se desplomaron el lunes, luego que se oficializó una aplastante derrota al régimen del presidente Mauricio Macri, a manos del opositor de centroizquierda Alberto Fernández durante la jornada electoral de este domingo, que alejó la posibilidad de una relección del mandatario neoliberal en los comicios de octubre.

El riesgo país estuvo gran parte del lunes desactualizado por la falta de negocios reales con los bonos soberanos del país sudamericano en Estados Unidos. Sin embargo, internamente el peso argentino sufrió una depreciación cercana al 25 por ciento en el día y los títulos públicos cedían más del 5 por ciento.

Agentes del mercado explicaron que muchas veces los sistemas informáticos son incapaces de procesar una diferencia cambiaria tan abrupta, pues normalmente la consideran un error, por lo que no se pudieron realizar transacciones con bonos durante todo el día.

Además, el clima de inversión de América Latina se está deteriorando gradualmente porque ha aumentado la especulación, por miedo a una recesión en toda la región, mercados agitados por la guerra comercial entre EEUU y la repentina inestabilidad política en Argentina.

A su vez, el temor a que Argentina sume una nueva moratoria a su larga lista de incumplimientos crecía este martes.