Les quedó grande la Guardia

0
145

Cuando te preparas para celebrar un primer aniversario lo que más deseas es que te luzcan los logros, que ya puedas ufanarte y que todo salga a pedir de boca; sin embargo puede pasar que tus expectativas sean tan grandes, que el festejo se te vaya de las manos… hasta los pies.

Todo esto lo digo porque mientras el presidente López Obrador se daba vuelo celebrando su primer año de haber sido electo, los policías federales se le manifestaron y protestaron en varias ciudades del país, y particularmente en la zona fronteriza sur, donde ya debiera estar operando, tal y como lo acordó México con Estados Unidos. Mientras Alfonso Durazo, responsable de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana, se pulía por florear el inicio de las labores de la llevada y traída Guardia Nacional sucedió lo inesperado: los policías federales extendieron un pliego petitorio.

En el documento se pedía, entre otras cosas, que se respeten las antigüedades laborales de quienes dejarán el uniforme de federales para ser ahora Guardia Nacional, que se protejan las garantías de quienes dejarán, probablemente, su salud e integridad en esta tarea de protección contra delitos del fuero común y de delitos tan graves como el narcotráfico, o la oleada de migrantes que transitan por nuestro país más apoyados por el gobierno que las instituciones educativas superiores.

Lo grave es la represión velada que ejerce ya el gobierno de López, pues ha mandado a pedir que se le den los nombres, cargos y horas de desapego al trabajo de quienes se manifestaron. ¿Será que el régimen “abierto de López” no lo es tanto?

Pero si de por sí ya hay descoordinación en la formación y puesta en marcha de la Guardia Nacional, además se dieron a conocer videos donde los federales, policías militares y los cadetes de la Guardia Nacional y los integrantes de la policía migratoria recibieron uniformes tallas extras, super extras y hasta triple extras… Casi de forma inocente los oriundos de Chiapas se dijeron: – “aquí caben hasta dos o tres policías dentro de mi uniforme”

¿De verdad, no hay un coordinador de implementos que hubiera tomado en cuenta el promedio de estatura, peso, estructura y complexión de los uniformados en la zona sureste, los de Tijuana o los de Chihuahua? En México somos una nación con muy diversas complexiones y tipos… ¡qué insensatos! Si así les mandaron los uniformes, qué esperaremos de su preparación a la hora de contener migrantes, narcotraficantes; delincuentes comunes y ¡hasta a los sastres, que de seguro pasarán un buen rato corrigiendo tanta burrada!

@fatimaibarrola