Todo por encima de la ley nada con la fuerza del derecho

0
253

Analizar los diversos temas que ocupan las primeras planas nacionales y seleccionar uno para abordarlo, estudiarlo, analizarlo y externar propuestas era una tarea fácil, hoy no lo es. La cantidad de temas, difíciles la mayoría, hacen que el análisis sobre un tema, deje de lado otros que resultan más importantes o trascendentes en la vida cotidiana de los mexicanos. No abordarlos sin incurrir en descuido o irresponsabilidad frente a los lectores y a la sociedad se hace imposible. A veces como en el caso de hoy debe sustraerse la esencia de todos los temas y reflexionar en su origen, motivos, objetivos y consecuencias, sobre temas que parecieran aislados.

Suprimir la construcción de un Metrobús en Gómez Palacio Durango, sin considerar que los recursos estaban autorizados y etiquetados ya para una obra determinada, en una “consulta” informal, temperamental, improvisada producto de una ocurrencia, se modifica a capricho un recurso ya aprobado, etiquetado y destinado a una obra de carácter de transporte público, mañosamente para no destinar más recursos al municipio y ahorrarse la obligación de destinar más, se resolvió con una “consulta” sin sustento ni método, ni estrategia, pero además en el clímax del cinismo, se fue con la sonrisa dibujada de haber cambiado el destino de un proyecto, legalmente aprobado – uno más – cuando en el video sí hubo quienes votaron por el Metrobús, pero se canceló, nada mas por ocurrencia, ¡así no se debe gobernar!

El cierre de 300 centros de los 315 centros de bienestar del programa IMSS-BIENESTAR, de un plumazo –literal de ganso– se desconoce un recurso aprobado presupuestalmente por el poder legislativo a pesar de contar con un presupuesto aprobado por ley, ignorando o pasando sobre la ley de ingresos y el presupuesto de egresos que lo autorizó, además la ley de responsabilidades de los servidores públicos, sanciona el desvió de recursos, y explica la ley que el desvió de recursos no necesariamente es cuando alguien lo desvía a su bolsillo, basta que lo desvié a otro fin no autorizado, para tipificar la responsabilidad. Mientras la Secretaria de la Función Pública, es omisa, cuando se violenta el Derecho.

Otro tema, el pronunciamiento del Poder Judicial a petición de particulares de suspender la construcción del Aeropuerto de Santa Lucía, el presidente amenazó con dar a conocer quienes están detrás. En el caso de un presidente, si teniendo información se la ha guardado, la pregunta sería ¿porque o para que? Acaso con la expectativa de usar la información para chantajear o con que objeto pudiera hacerlo. Y si consideramos que es una decisión que escapa a su control porque se trata de una decisión emanada de un poder distinto al de él, del cual debe ser respetuoso y no lo es.

En los tres ejemplos, se resume en palabras del mismo presidente, exactamente al revés de lo que ha sostenido siempre. Nada por la fuerza, todo por la razón y el Derecho, nadie por encima de la Ley o ¿nada más el presidente? Ahí están tres temas que urgen de aclaración, respuesta y argumentos, temas de un solo día. O el presidente no escucha solo oye, o nadie se lo dice, o ya le vale, si le vale entonces, ya valió o ya valimos.

sadot16@hotmail.com