AMLO exige trato digno para migrantes; les ofrece empleo

0
231
  • El presidente electo prometió visas de trabajo para quienes transiten por el país
  • Sin embargo, aclaró que también busca llevar muy buena relación con Estados Unidos

El presidente electo, Andrés Manuel López Obrador informó que el próximo canciller, Marcelo Ebrard,  hablará con el secretario de Estado de EEUU, Mike Pompeo, en busca de una solución al tema de la migración de centroamericanos en busca del “Sueño Americano”. Esto, luego que una nueva caravana de migrantes se encuentra en la frontera entre Guatemala y México en busca de llegar a EEUU para exigir trato humanitario a sus compatriotas.

De gira por Coahuila, López Obrador expresó que se debe proteger a los migrantes que cruzan por el país, incluso darles albergue y trabajo, para lo cual entregará visas laborales durante su gestión.

“Hay que hablar con los migrantes y hay que ofrecer soluciones, alternativas y protegerlos. Que puedan tener albergues, si son familias, si tienen niños y al mismo tiempo buscar soluciones, que tengan posibilidad de trabajo.

“En el caso de México, nosotros estamos haciendo el compromiso de entregar visas de trabajo y vamos por el desarrollo del sureste, donde se van a sembrar un millón de hectáreas de árboles maderables, se va a construir el Tren Maya”, expuso.

Sin embargo, aclaró que también busca llevar muy buena relación con Estados Unidos: “Queremos mantener esta relación de amistad. Nosotros vamos a hablar mucho con el gobierno de Estados Unidos, hasta ahora vamos muy bien y así lo queremos”, aseguró.

En otro tema, López Obrador dijo que instituciones bancarias como Banco Azteca y Banorte podrían apoyar para que a través de su infraestructura se entreguen los recursos de los programas sociales, a través de la Tarjeta del Bienestar.

En cuanto al Nuevo Aeropuerto Internacional de México, el morenista afirmó que si se construye en Santa Lucía se ahorrarían 100 mil millones de pesos.

Acompañado del próximo jefe de la Oficina de Presidencia, Alfonso Romo, el mandatario electo anunció que suspenderá durante los primeros seis meses de su administración las fiscalizaciones de inspectores federales de todo tipo a negocios y empresas.