Aumenta la guerra verbal entre Graco y Cuauhtémoc Blanco

0
243

Cuauhtémoc Blanco, alcalde de Cuernavaca, y Eduardo Bordonave Zamora, regidor y dirigente del Partido Social Demócrata (PSD) en Morelos, negaron la acusación del gobernador de Morelos, Graco Ramírez, de tener nexos con el crimen organizado y manifestaron que son dichos que se tienen que probar.

«Estamos muy preocupados por la reacción del gobernador porque no tienen ningún sustento, estas declaraciones tienen que ser con pruebas en la mano. Hace 3 años eran los panistas los que hacían las mismas declaraciones, el año pasado lo hizo el PRI; ahora es contra Cuauhtémoc», afirmó Bordonave.

El gobernador Graco Ramírez afirmó que detrás de Cuauhtémoc Blanco hay gente interesada en que los grupos criminales vuelvan a tomar control de la plaza y señaló que es la delincuencia organizada quien rechaza el Mando Único en Cuernavaca a través de «actores sin experiencia política». El mandatario también dijo que Federico Figueroa, hermano del fallecido cantante Joan Sebastian, está detrás de esta oposición, a lo que Cuauhtémoc Blanco reviró que nunca ha tenido trato con él y exigió que lo pruebe, pues sus acusaciones son muy serias. Luego de una reunión el sábado pasado, Blanco responsabilizó a Graco Ramírez por cualquier cosa que le pueda pasar.

Bordonave Zamora dijo que a pesar de los señalamientos y las diferencias de opiniones, el alcalde de Cuernavaca está contento, entusiasmado y que está aprendiendo, pues «en esto de la política primero se necesita voluntad».