Desesperante»¦

0
94

Tras la puerta del poder

  • Ya van 25 días y no hay indicios ciertos de dónde pudieran estar los 43 normalistas secuestrados
  • El gobierno federal ha intentado prácticamente todo: investigación, aprehensiones, recompensas
  • No pocos perredistas le piden a à ngel Aguirre que renuncie de una vez por todas y deje de dañar al PRD

Le expectación por el largo impasse en el desconocido paradero y destino de los 43 normalistas de Ayotzinapa, se convierte ya en un sinnúmero de acertijos y predicciones de café.

Personas como mi ex amigo Pereyra desesperan y maldicen al cielo, y de paso a todas las autoridades y personajes del poder público a su mano, por no dar con ellos y emprender un castigo de paredón sin trámite contra no sólo los delincuentes que se los llevaron «“y quién sabe qué hicieron con ellos»“, sino contra las estructuras públicas y sus personeros que permitieron tal cosa.

Ve Pereyra en este caso, y el de Ayotitla, el inicio de una degradación sin regreso de México, un momento en que todo pudiera derivar en un rompimiento social sin remedio.

Hay que aclarar que para mi ex amigo y su segmento social marcado por la amargura y la inconformidad, cualquier cosa que ocurra en este país servirá para despotricar contra el gobierno en turno ya sea el encabezado por Enrique Peña Nieto o el que venga, siempre que este gobierno no sea presido por el bueno de Andrés Manuel López Obrador.

Otros muchos, quizá la mayoría de los 120 millones de mexicanos esperamos que todo se resuelva lo más pronto posible, que ojalá no sea cierto lo que afirma el sacerdote Alejandro Solalinde «“quien afirma que versiones de testigos indican que todos los estudiantes fueron sacrificados en una pira de madera y fuego»“, y que los normalistas desaparecidos sean encontrados vivos y sanos.

Por lo pronto, el procurador general de la República y cabeza de la investigación sobre el paradero de los 43 desaparecidos, el hidalguense Jesús Murillo Karam, comentó que el primer interesado e informado de todos los resultados de la investigación es el presidente Enrique Peña Nieto.

De igual forma informó que a partir del pasado fin de semana:

«“Su dependencia decidió dar 64.5 millones de pesos a quien diga qué pasó y dónde están los 43 estudiantes de la Normal Rural de Ayotzinapa, Guerrero.

«“Que si estuvieran separados, entonces daría 1 millón 500 mil pesos por cada uno.

Y anunció:

«“Que en un operativo sin disparos y sin violencia, en la carretera México-Toluca fue aprehendido el pasado viernes Sidronio Casarrubias Salgado, jefe máximo de Los Guerreros Unidos.

«“Y que el gobierno de la República, a través de elementos de su Ejército, Marina y Policía Federal asumió el control de 13 municipios de la zona norte de Guerrero, aledaños al de Iguala, región donde podrían estar los 43 normalistas y que es una zona donde operan no sólo Los Guerreros Unidos, sino el cártel delincuencial de Los Rojos.

Por lo pronto, la bolsa de recompensa incluye la posibilidad de que se otorgue a quien dé informes sobre los responsables del secuestro.

Para hacerlo efectivo, los informes deben ser entregados en la PGR, ubicada en Paseo de la Reforma, número 75, o a los teléfonos 5346-1544 y 5346-0000, extensión 4748 de la ciudad de México, o al 01 800 831-3196 desde cualquier parte del país, o a través del correo electrónico denunciapgr@pgr.gob.mx.

EL JEFE

El procurador Murillo explicó que Sidronio Casarrubias Salgado fue detenido durante un simulacro de retén.

Y que junto con este sujeto y hasta el fin de la semana, por el caso Iguala, se encontraban detenidos 24 policías municipales «“10 de Iguala y 14 de Cocula, confesos de haber participado en el secuestro y desaparición de los normalistas»“, y 16 miembros del grupo Guerreros Unidos.

Explicó también que, desde que asumió el control de la investigación unos 5 mil elementos de la Policía Federal, equipos de inteligencia de las Secretarías de Marina y de la Defensa Nacional, así como de la PGR han peinado y rastreado importantes zonas aledañas a Iguala.

Se ha explorado e inspeccionan todos los días cuevas, pozos, cerros, cañadas, túneles, minas, ríos, lagunas y presas.

«Hemos seguido cualquier pista que se nos da, por más increíble que nos parezca, no hemos dejado de ir ni una, estamos en todas»¦».

De igual forma se han revisado todas las fosas y se espera el resultado del peritaje de los expertos argentinos para avanzar.

Murillo confió en que la aprehensión de Casarrubias abrirá una nueva ruta que ayudará a dar con los 43 desaparecidos, y a esclarecer la verdad de este caso.

En este amplio operativo participan también, dijo, el Comité Internacional de la Cruz Roja y hay asistencia técnica por parte de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.

Cada paso que se da, es comunicado a los familiares, en respeto pleno a los derechos humanos y a la legalidad, precisó. Así se revisarán de manera exhaustiva todas las muestras y perfiles genéticos.

CONTROL TERRITORIAL

Frente a la falta de resultados que hayan llevado a dar con los 43 normalistas desaparecidos, fue que el gobierno de Peña Nieto decidió abrir el mecanismo de la recompensas y por el otro lado tomar el control territorial de la zona donde se dice podrían estar los normalistas.

De esta forma, el sábado pasado las fuerzas armadas del gobierno federal tomaron el control de la cuarta parte de Guerrero.

La zona intervenida comprende los municipios de: Apaxtla, Arcelia, Buenavista de Cuéllar, Coyuca de Catalán, General Canuto Neri, Ixcateopan de Cuauhtémoc, Pungarabato, Pilcaya, San Miguel Totolapan, Taxco de Alarcón, Teloloapan y Tlapehuala en el estado de Guerrero, así como en el municipio de Ixtapan de la Sal, en el Estado de México. No se descarta ampliar este operativo a varios municipios de Morelos.

Todos ellos son colindantes entre si y forman un corredor territorial donde operan, asegura la PGR, el grupo de los Guerreros Unidos y el de Los Rojos.

El operativo derivó en la detención y desarme de los policías municipales de estas alcaldías quienes fueron trasladados a la Sexta Región Militar de Mazaquiahuac en Tlaxcala para su evaluación de confianza. Sus armas y equipos de radio fueron retenidos para una revisión exhaustiva.

QUE SE VAYA

En medio de este contexto, los diferentes personajes y cabezas de tribus y corrientes del PRD, partido al que formalmente pertenece en gobernador de Guerrero, el ex priísta à ngel Aguirre, se dividen y confrontan.

Y es que mientras unos exigen que ya se vaya, que pida licencia y deje el camino libre a un interino que llegue con credibilidad y confianza ciudadana, otros defienden a Aguirre y piden que se quede.

Sin la menor intención de hacer caso a nadie que no sea a su ambición y ego, Aguirre encabeza todos los días actos en los que no falta algún espontáneo que le pide que se quede, que no renuncie, y que no haga caso de las críticas.

Entre quienes piden que Aguirre se vaya y no siga haciendo daño al PRD, están el presidente del Senado y coordinador de la bancada perredista el poblano Miguel Barbosa, el senador y ex jefe de gobierno del DF Alejandro Encinas, el ex gobernador de Michoacán y ex presidente del PRD, Leonel Godoy.

El ingeniero Cuauhtémoc Cárdenas no pide su renuncia, pero como si la pidiera, pues lo que le dice a Aguirre es que consulte a su conciencia y tome una decisión.

Otros muchos senadores, diputados y dirigentes medios del PRD coinciden en corto que Aguirre debe irse porque cada día que pasa daña más a su partido.

 

rvizcainoa@gmail.com

Compartir