Castañeda

0
72

1. Jorge Castañeda Gutman es un “intelectual de alto nivel” que -por herencia de su padre Jorge Castañeda Álvarez, secretario de relaciones exteriores en tiempos del presidente López Portillo (1976-82) imparte sus clases y conferencias en los EEUU. Fue además, por la misma herencia del padre, secretario de relaciones exteriores del presidente Vicente Fox. Con ese nivel de formación, pensamiento y con sus “altas” relaciones en México, ¿cómo podrá entender la cultura del pueblo de Putla, Oaxaca o la cultura de los médicos cubanos dispuestos a ayudar a los habitantes en cualquier pueblo de México?

2. Imagínese: el panista de ultraderecha Castañeda es hijo de embajador, él mismo exembajador y conferencista junto a Vargas Llosa, Enrique Krauze, Aznar, al ex rey español, Aguilar Camín, Dresser, Zuckerman, lo más granado y despreciable del anticomunismo. ¿Cómo podrán comprender la cultura de los pueblos de Oaxaca, de México, a los médicos cubanos y su cultura de servicio? Los tontos solemos ser nosotros que no comprendemos que ellos pertenecen a la clase capitalista, explotadora y opresora; que su desprecio contra los pueblos del mundo es por carácter de clase social. Por ello Castañeda habló del “pueblo horroroso de Putla”.

3. Al enterarse el presidente López Obrador le pidió al ex canciller grosero y “lengua larga”, que le pida perdón al pueblo de Putla y de México porque el pueblo de Oaxaca así lo exige o, ¿quiere acaso que en masa acudan los pobladores a quemarle su casa o hacerle un daño, por tan ofensiva osadía? Así es la violencia del racismo que durante siglos ha subido de tono en los EEUU y que los valientes negros han sabido castigar masivamente en las calles. Estas cosas de Castañeda me recuerdan marzo de 2002 cuando Castañeda y el presidente Fox fueron ridiculizados por el presidente de Cuba Fidel Castro cuando, como perros de Bush, le pidieron a Fidel que se retira de México.

4. Castañeda –como miles de “hijos de papi”- al ser hijo de un altísimo funcionario del gobierno de López Portillo, siempre estuvo impedido para actuar con honestidad y honradez. ¿Cómo un niño, un personaje, que crece dentro de la gigantesca mugre puede salvarse del olor maldito que ha penetrado hasta sus huesos? Las costumbres y las formas de pensar capitalistas no se pueden lavar; si se hace con paciencia mucho se puede superar pero las manchas quedan. Por allí, en la revista Proceso de hace unos 20 años, hay dos o tres artículos sobre el petróleo cruzados entre Castañeda y Heberto Castillo que sería interesante revisar.

5. Como dirían por ahí: a todos los falsos intelectuales, conferencistas y periodistas, se les acabaron los sobornos, “los regalos”, el chayote, es decir los millones de pesos que recibían como pago por hablar bien de los políticos y empresarios o por guardar silencio acerca de los desfalcos y robos. Son muchos, muchísimos, los que deberían estar en prisión que el presidente López Obrador ha perdonado en la práctica por miedo a ser derrocado. Por ello, mi artículo de ayer sobre el golpe de Estado contra Salvador Allende en Chile 1973, hablaba de la misma estrategia que se está usando en México a partir del gigantesco ruido de las manifestaciones de coches y bloqueos.

https://pedroecheverriav.wordpress.com