Análisis semanal: 6 de julio

0
179

Dos crisis preocupan fuertemente a los mexicanos y no nos referimos al tema de la pandemia, sino a los frentes económicos y de seguridad, algo que para el gobierno de López Obrador no requiere medidas especiales.

En el terreno económico, la pérdida de empleos, la caída en los ingresos, el cierre de empresas y la posibilidad de que tengamos un crecimiento en números negativos, no representa mayor problema y no hay que destinar mayores recursos para no endeudarse, prioridad número uno del actual gobierno, además de que los programas de subsidios no resolverán los problemas de millones de mexicanos que han visto como sus ingresos van a la baja.

En materia de seguridad, a pesar de las cifras, de los asesinatos y de, incluso, un atentado en contra del Secretario de Seguridad Ciudadana de la CDMX, no habrá un cambio de la estrategia, por mucho que el principal es cuestionamiento es que no se aprecia una y al incumplimiento en la promesa de campaña de resolver este tema llegando a la presidencia.

Pero el verdadero problema es un presidente que no quiere reconocer errores, dar malas noticias y que está empeñado en vivir en su mundo, en el cual no hay crisis económica, desempleo, inseguridad y una crisis en salud. Aislado en su palacio, el mandatario no quiere ver y oír otros temas que no sean los que impliquen seguir la línea del guión que tiene para tratar de gobernar.

 

El meme de la semana

La imagen de la semana

Conspiracy Theory

Es llamativa la manera en que manejan las crisis de imagen algunos integrantes de la 4T. Es el caso de John Ackerman, quien luego de la revelación de sus múltiples propiedades y las dudas sobre sus ingresos como académico de la UNAM, junto a su esposa, el regalo de un terreno en Coyoacán y los cuestionamientos acerca de su curriculum académico –que lo inhabilitaría de ser investigador de la UNAM y miembro del consejo para elegir integrantes del INE–, busca defenderse denunciando una conjura internacional en contra de su presidente.

En Twitter, el también llamado doctor doctor, aludió a un plan orquestado en Washington, a través de lo que llamó Atlas Network, que busca la desestabilización política en América Latina y que tendría como representantes en nuestro país a Carlos Loret de Mola y a Sergio Sarmiento.

Pero lo más llamativo es que para su denuncia recurrió a información que tiene como fuente a Julián Macías, quien es el responsable de redes sociales de Podemos, partido político español.

Así que la duda es que grupo desestabilizador ganará esta batalla.

@CronicadePoder