Alerta sanitaria implica cerrar 90% de los establecimientos

0
148
  • De acuerdo con el Inegi, en la Ciudad de México hay 466 mil 301 establecimientos, de los cuales deberán cerrar unos serán 419 mil 670
  • Aquellas empresas que no respeten la emergencia nacional, ni garanticen el empleo, podrían recibir desde una sanción administrativa, hasta la clausura e incluso demandas penales

Con la declaración de emergencia sanitaria en el país, a partir de este lunes 30 de marzo, la jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum Pardo, anunció que alrededor de 90% de los establecimientos permanecer cerrados, con excepción de los servicios de salud, alimentación, gasolineras y bancos.

También se cerrarán parques de acceso controlado como los bosques de Tláhuac, Aragón y Chapultepec. Sin embargo, explicó que la gente puede ejercitarse y caminar en los espacios que se encuentran abiertos, siempre que se respete la sana distancia entre los visitantes.

La medida también impacta a las 338 plazas comerciales instaladas en la Ciudad y otras tiendas que venden ropa, zapatos, perfumes o joyas.

“La intención es que  sólo las tiendas de autoservicio permanezcan abiertas, pero deben acatar las políticas de sana distancia, para que solo una persona de cada familia acuda  a realizar las compras necesarias”, dijo.

Agregó que mediante el Instituto de Verificación Administrativa, la Secretaría de Desarrollo Económico, la Autoridad del Centro Histórico, el Fideicomiso del Centro Histórico y la Secretaría de Gobierno se harán revisiones para verificar que se cumpla la disposición y reiteró el llamado a seguir apoyando a restaurantes y pequeños comercios que expenden alimentos.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), en la Ciudad de México hay 466 mil 301 establecimientos, de los cuales deberán cerrar unos serán 419 mil 670.

También informó que el secretario de Desarrollo Económico, Fadlala Akabani, dialogó con distintas cámaras y con empresas de autoservicio para garantizar que estos establecimientos permanezcan abiertos, pues no hay razón para que haya desabasto de mercancías, así como que se que establezcan políticas de sana distancia y que no suba el precio de productos.

También descartó que se vaya a multar a las personas que no cumplen con estas disposiciones, pero sí utilizarán a las patrullas para que conminen a la gente que forme tumultos en ciertos puntos de la vía pública, donde no se ha hecho caso a la medida, para que por medio de altavoces los inviten a retirarse a sus domicilios.

“Hay un protocolo para evitar asaltos a comercios y hay muchas patrullas dedicadas a ello; sobre todo uniformados de cuadrante, repartidos en toda la Ciudad, harán este anuncio”, agregó.

El subsecretario de Operación Policial, Israel Benítez, informó que los jefes de zona, directores y mandos de sector harán la invitación de manera personal en cuanto vean una congregación mayor de personas en las calles, que completará el audio emitido en las patrullas, además de que estarán coordinados a través del C2 y C5.

“La Secretaría de Seguridad Ciudadana informa: estamos en alerta sanitaria, por lo que se invita a la ciudadanía a retirarse de las calles y mantenerse en sus domicilios, para evitar contagios. Quédate en casa, cuídate y cuídanos”, será el audio a utilizar, el cual ya fue implementado en las inmediaciones del Metro Coyuya en Iztacalco, así como en el Centro Histórico.

Gobierno Federal pide solidaridad

Mientras tanto, el Consejo de Salubridad General del gobierno Federal, encabezado por el presidente Andrés Manuel López Obrador, que decretó desde este lunes la emergencia sanitaria se extenderá hasta el 30 de abril, con la suspensión de las actividades no esenciales en los sectores público, privado y social, además de censos y encuestas, así como las actividades escolares de más de 25 millones de menores estudiantes.

Por su parte, el canciller Marcelo Ebrard detalló que las siete medidas de carácter obligatorio propuestas por el Consejo de Salubridad tienen por meta “disminuir la carga de enfermedad, sus complicaciones y muerte en la población residente en el territorio nacional por la pandemia”, que este martes superó la barrera de los mil casos.

Detalló que aquellas empresas de la iniciativa privada que no respeten la emergencia nacional, ni garanticen el empleo, como un mes de salario y la afiliación al Instituto Mexicano del Seguro Social, podrían recibir desde una sanción administrativa, hasta la clausura de los establecimientos e incluso demandas penales por poner en riesgo a los trabajadores.

Entre las actividades que se consideran esenciales se enlistaron: la rama médica, paramédica, administrativa y de apoyo en todo el sector salud, público y privado, las involucradas en la seguridad pública y la protección ciudadana; la defensa de la integridad y la soberanía nacional; la procuración e impartición de justicia, así como la actividad legislativa en los niveles federal y estatal.

Abarcan la operación de programas sociales del gobierno, conservación y mantenimiento de infraestructura de producción y distribución de servicios de alimentación, suministro de energía eléctrica, producción y distribución de medicamentos, de fabricación de insumos médicos.

Agregó que en estos sectores, tanto públicos como privados, también se tienen que respetar las medidas de prevención como evitar reuniones o congregaciones de más de 50 personas, lavado frecuente de manos, estornudar o toser aplicando la etiqueta respiratoria, saludo a distancia y todas las demás medidas de sana distancia emitidas por la Secretaría de Salud federal.

En su participación, el presidente Andrés Manuel López dijo que ante la pandemia, la población debe cuidar que no se deteriore la economía popular y se dijo consciente de la situación vulnerable de las personas que “viven al día”.

«Cuidar que no se deteriore tanto la economía, pero no sólo pensando en variables macroeconómicas, que no se deteriore básicamente la economía popular, que atendamos la emergencia sin destruir nuestra base económica; no estoy hablando sólo de las grandes empresas o no sólo debemos pensar en eso, en toda la actividad económica, formal e informal. Estoy muy consciente de quienes viven al día, pero estoy seguro de que vamos a poder resolver esto si actuamos de manera profesional», dijo.

Aseveró que su gobierno busca principalmente que en México no haya incrementos de contagios de coronavirus como ha ocurrido en otros países, «que ésta línea se vaya en lo horizontal posible, porque significa que no se saturen los hospitales».

«Se dieron casos en donde no había camas ventiladores y enfermos delicados tenían que esperar a que se desocupara la cama, el ventilador, eso es lo que buscamos, por eso tenemos que hacer el esfuerzo, el sacrificio de quedarnos en la casa», añadió.