Una Agenda de Género después del 8M y 9M

0
367

Laura Liliam García López

¿Que exigimos las mujeres, después de los movimientos feministas del M8 y 9M? 

Las mujeres exigimos seguridad y justicia, el pliego petitorio al estado se centra, en requerir la creación de las Fiscalías especializadas en delitos de violencia de género y feminicidios, el índice de impunidad en delitos de género es pusilánime, soló 3 de cada 100 crímenes de mujeres son investigados. Dos estados están a la vanguardia, Ciudad de México y Veracruz, recientemente constituyeron sus fiscalías de género. 

 

Los resultados

La #Marcha8M, de acuerdo a cifras oficiales, tuvo una participación de 80 mil mujeres, aunque la prensa no oficial, sostiene que asistieron más de 200 mil mujeres. A esto, hay que sumar la sincronización de las marchas  en los estados. La gran conquista es sin duda, el empoderamiento de mujeres jóvenes, sumadas al detonar la campaña de acoso sexual “tendederos de acoso en prepas y universidades”. 

#UnDíaSinNosotrasgeneró un impacto económico de 30 mil mdp, 15 % más de lo que se tenía pronosticado (26 mil  mdp), lo que reafirmó que la productividad del trabajo femenino es del 40 %, representada por más de 22 millones de mujeres. El #ParoNacionalDeMujeres, tuvo una participación nacional del 70%, de acuerdo a CONCANACO.

 

¿Qué sigue después de las protestas del 8M  y 9M? 

Lo que sigue son Acciones, y estás se lograrán con la sororidad de las mujeres, proponiendo Una Agenda Paritaria de Género, -el concepto ‘sororidad’, es  contribución de la Dra. Marcela Lagarde y de los Ríos al vocabulario feminista, que se entiende como el reconocimiento y la unidad de las mujeres en su actuación pública-. 

La participación de las mujeres, en estas actividades fue exitosa. Sin embargo, la violencia feminicida no paro, durante las protestas del #8M y #9M,  21 mujeres fueron asesinadas.

 

Las acciones en la Agenda Nacional de Género

Contribuir en políticas públicas con perspectiva de género, dar seguimiento a la incorporación de las Fiscalías de violencia de género y feminicidios en la esfera federal y estatal, impulsar la Agenda Legislativa Paritaria, -hay temas pendientes-, educación igualitaria “un modelo educativo paritarista”, acoso en las instituciones académicas y unidades de igualdad de género en las universidades, aquí existe el referente, en la nueva Coordinación para la Igualdad de Género de la UNAM.

 

¿Por qué exigimos la creación de  la Fiscalía en Feminicidios? 

Jurídicamente, es obligatorio investigar los feminicidios y los delitos contra las mujeres desde la perspectiva de género, existen los instrumentos legales para esta labor: Protocolo para juzgar con perspectiva de género de la SCJN, Protocolo de investigacion ministerial con perspectiva de genero y  Protocolo de investigación ministerial, policial y pericial para el delito de feminicidio.                                            

Sumado, que existe una Fiscalía especial para los delitos de violencia contra las mujeres y trata de personas FEVIMTRA, la cual vive en la opacidad y ha anunciado su extinción, el último año tuvo un recorte presupuestal de más del 25%,  actualmente no hay fiscal y el encargado de despacho es un hombre.

La violencia de género está presente en el estado, el feminicidio es un crimen de estado, la Dra. Marcela Lagarde, autora del término Feminicidio, argumenta que, -se trata de una fractura del estado de derecho que favorece la impunidad-, por lo que, es responsabilidad del estado combatir, erradicar e investigar todas las violencias de género y los feminicidios. 

Instituir en los estados las fiscalías especializadas en género y feminicidios, es prioridad en la Agenda de Seguridad Nacional, aunque el discurso presidencial, se resista a hacer cambios al sistema patriarcal.

 

La Fiscalía de género en Puebla

En Puebla, urge la Fiscalía para los delitos de género y feminicidios, el informe del secretariado ejecutivo (SESNSP) de enero de 2020,  exhibe que Puebla ocupa el segundo lugar a nivel nacional en feminicidios, con un aumento de 176%, y que 9 de cada 10 feminicidios quedan en total impunidad.

De acuerdo al Índice estatal de desempeño de procuradurías y fiscalías 2019, de Impunidad Cero, puntea a Puebla en el sexto estado más impune de país,  en el muestreo explica que Puebla, se sitúa en el último lugar en la lista de Ministerios Públicos, con  2.8 por cada 100 mil habitantes, por lo que los habitantes tardan hasta 165 minutos para denunciar un delito. En efectividad del sistema acusatorio entre los índices 2018 y 2019,  Puebla está evaluado con  -3.0%.

El último Índice Global de impunidad elaborado por la UDLA, detalla que México se encuentra en el cuarto lugar de los 10 países con mayor impunidad, y  en los dos últimos años, Puebla pasa de “alta” a “muy alta” impunidad. En el ranking  de impunidad, México aumentó 90% en el ámbito global. El nivel de impunidad, en lo que respecta a los delitos de violencia de género es del 97%, esto es debido a la falta de voluntad política de nuestra autoridades, y a la falta de perspectiva de género de las y los MPs, fiscales, jueces y magistrados. 

Hay luz en el camino, en diciembre de 2019, el Congreso del Estado aprobó un presupuesto de  8 millones de pesos, para el funcionamiento de la Fiscalía de violencia de género y feminicidios, y está por aprobarse la reforma a la Ley Orgánica de la Fiscalía General del Estado, para crear la Fiscalía Especializada en Investigación de Delitos de Violencia de Género.