Manceristas se comen las uñas

0
162

Quienes se empiezan a morder las uñas son los integrantes del grupo cercano al senador Miguel Ángel Mancera, exjefe de Gobierno de la Ciudad de México, pues parece que ahora sí la 4T va sobre ellos y no se ve por dónde puedan escapar.

Apenas se concretó la aprehensión de Miguel Ángel Vásquez Reyes, exsubsecretario de Capital Humano y excoordinador de asesores en la administración mancerista, y ya le pisan los talones al resto de la banda.

El lunes pasado estuvo a punto de caer en un inmueble de la alcaldía Cuauhtémoc Edgar Armando González Rojas, oficial mayor en el pasado gobierno, pero pudo escapar unos minutos antes de la llegada de la Policía; dicen que fue alertado.

Tanto a Vásquez Reyes como a González Rojas les pretenden fincar cargos por presuntos desvíos financieros, pero no son los únicos que tienen orden de aprehensión y que están huyendo de la justicia.

En un principio se creyó que el anuncio de que la administración de Claudia Sheinbaum iba por ellos era solamente para ponerlos nerviosos y que les quedara claro que no deberían hacer ningún movimiento.

Pero con estas acciones, más el citatorio que recibió esta semana Ismael Figueroa —exlíder del Sindicato de Bomberos y también cercano al grupo de poder de Mancera—, para que se presente a declarar por acusaciones de ¡desvío de dinero!, la verdad hay varios sudando.

Los señalados como transas creen que la reactivación de las órdenes de aprehensión en su contra se debe a lo mal que le está yendo al gobierno de Sheinbaum, y que necesitan presentar algunas cabezas para desviar la atención.

Por supuesto que eso no quiere decir que sean unas blancas palomas, pues es del dominio público que los manceristas hicieron y deshicieron a placer para enriquecerse brutalmente desde el poder, pero en todo caso son parte de una cofradía, cuya cabeza está en el Senado.

Todo mundo tiene claro que la 4-T va por los huesos de Mancera y que al detener a su primer círculo busca cerrar la pinza en torno al hoy senador. Por lo pronto aprobarán la desaparición del fuero, que lleva dedicatoria para él.

Los cercanos al bombero Figueroa le recomiendan que ni de chiste se presente a declarar —hasta el momento sólo hay orden de presentación en su contra— porque es seguro que le aplicarían al misma que a Rosario Robles y se iría un rato a la cárcel.

Quienes deberían entender estos mensajes del gobierno son los sindicalistas rebeldes Juan Ayala, Hugo Alonso y compañía, que se han puesto con Sansón a las patadas, y si no se alinean pueden acabar en la sombra haciéndole compañía a su exsocio Vásquez Reyes.

 

CENTAVITOS

La Ley Trans para que menores de edad puedan—-mediante un trámite— cambiar legalmente de sexo en sus actas de nacimiento tiene partido al gobierno y a Morena en Donceles. El tema fue subido a finales del año pasado por el morenista Temístocles Villanueva, pero desde el Zócalo ordenaron a la bancada bajarlo y hacer foros y consultas. Esto ya se hizo y Villanueva ha vuelto al ataque, pero está claro que en la 4T siguen divididos y que esa ley dormirá el sueño de los justos un buen rato, según lo dicho por el también morenista Eduardo Santillán, quien preside la Comisión de Justicia que deberá emitir el dictamen y solicitar que suba al pleno. Obvio, él no la apoya.